Personalidad ENFP: Que Es, Análisis Funcional, Fortalezas Y Debilidades

La personalidad ENFP suelen tener valores y puntos de vista fuertes, aunque a veces sorprendentes, tienden a tratar de usar sus habilidades sociales y contactos para persuadir a otros gentilmente (aunque con entusiasmo), esto a veces resulta en que desatiende a sus seres queridos más cercanos mientras atrapa sus esfuerzos por cambiar el mundo.

Los ENFP pueden ser los más cálidos, los más amables y los más simpatizantes de sus compañeros; afectuoso, demostrativo y espontáneo. Muchos en relaciones con un ENFP literalmente dicen: “Iluminan mi vida”, pero generalmente hay una compensación: el socio debe estar dispuesto a tratar con los aspectos prácticos y financieros de la relación, y debe tener la libertad de seguir su último camino, sea lo que sea que eso implique.

¿Que es la personalidad ENFP?

personalidad ENFP

Los ENFP son creadores centrados en las personas con un enfoque en las posibilidades y un entusiasmo contagioso por las nuevas ideas, personas y actividades, enérgicos, cálidos y apasionados, les encanta ayudar a otras personas a explorar su potencial creativo.

Suelen ser comunicadores ágiles y expresivos, utilizando su ingenio, humor y dominio del lenguaje para crear historias atractivas, es imaginativo y original, a menudo tienen un lado artístico fuerte. Se sienten atraídos por el arte debido a su capacidad para expresar ideas inventivas y crear una comprensión más profunda de la experiencia humana.

Les encanta hablar de las personas: no solo los hechos, sino lo que los motiva, lo que los inspira y lo que prevén lograr en la vida, a menudo compartirán sus propias aspiraciones libremente y querrán escuchar a los demás a cambio. Es poco probable que ENFP juzgue el sueño de cualquier persona, y discutirá las fantasías más imaginativas y extravagantes con una intensidad cálida y entusiasta, les encanta explorar las posibilidades creativas, y nada los desinfla más rápido que hablar de hechos secos o de una dura realidad.

Parecen poco convencionales y pueden aparecer dispersos; ellos no tienden a estar en contacto con su entorno físico, pasan por alto los detalles, ya que es más probable que se centren en conectarse con otras personas o en explorar su propia imaginación y autoexpresión, tienen poca paciencia con lo mundano y desean experimentar la vida con intensidad y talento, tienen una tendencia artística y pueden tener un aspecto artístico. Muchos han desarrollado un estilo personal distintivo y peculiar.

Análisis funcional de la personalidad ENFP

Intuición extravertida

El mundo físico, tanto geos como kosmos, es la principal fuente de información de ENFP. En lugar de sentir las cosas como son, la intuición dominante es sensible a las cosas como podrían ser, estos intuitivos extravertidos son más hábiles con patrones y conexiones. Su inclinación natural es hacia las relaciones, especialmente entre personas o seres vivos.

La intuición se basa principalmente en la sensación de significado y enfoque, sus mejores patrones reflejan los puntos interesantes de las personas, dando lugar a caricaturas de manera, expresión y expresión.

Sentimiento introvertido

La sensación auxiliar no implica verbalmente lo que se expresa abiertamente. Cuando se expresa, esta lógica tiene un aura de romance y pureza que puede parecer fuera de lugar en este mundo defectuoso e imperfecto, en su propia defensa, el sentimiento de juicio con frecuencia y de forma rápida da paso al humor. Los ENFP que publican sus sentimientos con demasiada frecuencia pueden desanimar a la multitud de amigos que atraen naturalmente.

Pensamiento extravertido

El proceso que se extiende a conclusiones impersonales, mantiene la posición terciaria extravertida. Los ENFP se pueden beneficiar en gran medida de esta habilidad, menos maduro y sin el brillo de las funciones de orden superior, el pensamiento no es adecuado para ser utilizado como una función destacada, al igual que con otros tipos, los ENFP incautas de las limitaciones pueden encontrarse positivamente equivocadas.

Detección introvertida

La función ENFP menos discernible, reside en el mundo interior donde la realidad se reduce a símbolos e íconos, ideas que representan esencias de realidades externas. Bajo la influencia de la intuición omnipresente, las percepciones sensoriales de ENFP están en peligro de ser reemplazadas por datos hipotéticos consistentes con patrones y paradigmas, cuando está protegido y nutrido, la detección introvertida proporciona información sobre lo fijo. De tal anclaje firme, los ENFP están mejor equipados para incursionar en miles de plausibilidades y curiosidades aún por imaginar.

Tal vez la combinación del sentimiento introvertido y la sensación introvertida infantil es responsable de la atracción silenciosa de los ENFP por los deseos de los padres, figuras de autoridad y amigos o tal vez es el predominio de la intuición indecisa en combinación con la ambigüedad del sentimiento introvertido secundario y el pensamiento terciario lo que induce a estas almas bondadosas a capitular incluso las decisiones que afectan la vida. Cualquiera que sea la dinámica, los ENFP están fuertemente influenciados por las opiniones de sus amigos.

Fortalezas de la personalidad ENFP

Curioso

Cuando se trata de nuevas ideas, los ENFP no están interesados ​​en la melancolía: quieren salir y experimentar cosas, y no dudan en salir de sus zonas de confort para hacerlo, son imaginativos y de mente abierta, viendo todas las cosas como parte de un gran y misterioso rompecabezas llamado vida.

Observante

Los ENFP creen que no hay acciones irrelevantes, que cada cambio en el sentimiento, cada movimiento y cada idea es parte de algo más grande. Para satisfacer su curiosidad, los ENFP intentan darse cuenta de todas estas cosas y nunca perderse un momento.

Enérgico y entusiasta

Mientras observan, formando nuevas conexiones e ideas, los ENFP no se conforman, están entusiasmados con sus hallazgos y los comparten con cualquiera que los escuche. Este entusiasmo contagioso tiene el doble beneficio de dar a los ENFP la oportunidad de establecer más conexiones sociales y de proporcionarles una nueva fuente de información y experiencia, ya que se ajustan a las opiniones de sus nuevos amigos sobre sus ideas existentes.

Excelentes comunicadores

Es bueno que los ENFP tengan habilidades tan sólidas con las personas, o nunca expresarían estas ideas. Los ENFP disfrutan de charlas triviales y conversaciones profundas y significativas, que son simplemente dos caras de la misma moneda para ellos, y son expertos en dirigir las conversaciones hacia sus temas deseados de manera que se sienten completamente naturales y no forzados.

Relajados

Las personas con este tipo de personalidad saben que a veces nada es tan importante como simplemente divertirse y experimentar las alegrías de la vida, ese rasgo Intuitivo le permite a los ENFP saber que es hora de sacudir las cosas, y estas explosiones salvajes de energía entusiasta pueden sorprender incluso a sus amigos más cercanos.

Muy popular y amigable

Toda esta adaptabilidad y espontaneidad se unen para formar una persona accesible, interesante y emocionante, con un espíritu cooperativo y altruista y una disposición amistosa y empática. Los ENFP se llevan bien con casi todos, y sus círculos de amigos se extienden a lo largo y ancho.

Debilidades de la personalidad ENFP

Pobres habilidades prácticas

Cuando se trata de concebir ideas y comenzar proyectos, especialmente involucrando a otras personas, los ENFP tienen un talento excepcional. Lamentablemente, su habilidad con el mantenimiento, la administración y el seguimiento de esos proyectos tiene dificultades, sin más personas prácticas que ayuden a impulsar las cosas cotidianas, las ideas de ENFP probablemente sigan siendo solo eso: ideas.

Difícil enfoque

Los ENFP son exploradores naturales de las conexiones interpersonales y la filosofía, pero esto resulta contraproducente cuando lo que se necesita hacer es que el informe se encuentre frente a ellos. Es difícil para los ENFP mantener el interés a medida que las tareas se desvían hacia asuntos rutinarios y administrativos, y se alejan de conceptos más amplios.

No siguen instrucciones

Los ENFP no toman las cosas al pie de la letra, buscan motivos subyacentes incluso en las cosas más simples. No es raro que pierdan un poco de sueño preguntándose por qué alguien hizo lo que hizo, qué podría significar y qué hacer al respecto.

Hacen hincapié fácilmente

Todo este pensamiento excesivo no es solo para su propio beneficio, los ENFP especialmente los turbulentos, son muy sensibles y se preocupan profundamente por los sentimientos de los demás. Una consecuencia de su popularidad es que los demás a menudo buscan orientación y ayuda, lo que lleva tiempo, y es fácil ver por qué los ENFP a veces se sienten abrumados, especialmente cuando no pueden responder afirmativamente a cada solicitud.

Altamente emocional

Si bien la expresión emocional es saludable y natural, con los ENFP incluso viéndolo como una parte central de su identidad, puede salir lo suficientemente fuerte como para causar problemas para este tipo de personalidad. Particularmente cuando están bajo estrés, crítica o conflicto, pueden experimentar estallidos emocionales que son contraproducentes en el mejor de los casos.

Independientes de una falla

Los ENFP detestan ser microgestionados y restringidos por reglas severas, quieren ser vistos como maestros altamente independientes de sus propios destinos, incluso poseedores de una sabiduría altruista que va más allá de la ley draconiana. El desafío es que viven en un mundo de controles y equilibrios, una píldora que no están contentos de tragar.

Desarrollo de la personalidad ENFP

Fase I (Adolescencia)

Desde la primera infancia hasta la adolescencia, la Fase I implica el desarrollo y el fortalecimiento de la función dominante, la Intuición Extravertida. Los ENFP pasan gran parte de la Fase I desarrollando y diferenciandolo y siendo dominante, si bien tienden a permanecer abiertos de mente y curiosos a lo largo de sus vidas, esto en especial muy pronunciado durante esta fase del desarrollo.

Más allá de los requisitos de la escuela, los ENFP de la Fase I generalmente son libres de sentarse y absorber el mundo sin preocuparse demasiado, esto le otorga tiempo suficiente para formar conexiones y asociaciones extensas, pueden ampliar aún más sus horizontes a través de diversos medios: lectura, viajes, las artes, relacionarse con la gente, etc. Esta fase exploratoria puede continuar hasta bien entrada la veintena.

Fase II (Adolescencia – 30 años)

Una vez que la función dominante alcanza un cierto umbral de fuerza y ​​dominio, la función inferior de los ENFP, la percepción introvertida (Si), entra en escena y comienza a desempeñar un papel más influyente. Esto puede llegar a ser confuso porque el inferior no es el siguiente en la línea del desarrollo en la pila funcional, pero la influencia indebida se deriva de la relación bipolar con lo que es la función dominante.

Los ENFP de fase II también están trabajando para desarrollar su función auxiliar, sentimiento introvertido, lo usan  para refinar y aclarar sus valores, visión del mundo e identidad. El proceso de “encontrarse a sí mismos” implica exploración interna y externa, les ayuda a sopesar y evaluar las necesidades y deseos de su función dominante versus su función inferior. A medida que los ENFP desarrollan y utilizan su sentimiento introvertido, pueden volverse más serios, enfocados, ambiciosos y orientados a los objetivos.

Fase III (30 años a 40 años, y más)

La Fase III, es una fase que muchos individuos nunca llegan a alcanzar o completar, es caracterizado por un intento de comprender e integrar las funciones terciaria y de inferior. Al llevar estas funciones que son menos conscientes a la luz de la conciencia, se puede visualizar mejor el camino hacia la plenitud. Para los ENFP, la Fase III implica una exploración de la naturaleza y los desafíos asociados con su Pensamiento Extervertido terciario así como su sensación introvertida inferior.

 

Deja un comentario